Información

Eccema en niños

Eccema en niños


¿Qué son los eccemas?
El eccema es una condición de la piel. Muchos médicos también lo llaman dermatitis. Se conocen varios tipos de eccema, dependiendo de la causa del inicio. Pero todos tienen lo mismo en común: resultan en piel seca, asociada con picazón y grietas, que sangra al rascarse. Las áreas más comúnmente afectadas son las manos, la cara, los codos y las rodillas. El eccema hereditario también se puede encontrar.
El eccema también puede ocurrir como resultado de la irritación de la piel causada por productos químicos, como detergentes o acondicionadores de lavandería. Esto se llama eczema de contacto. Aparece como una reacción contra una sustancia en particular, como puede suceder con el níquel en las joyas. Sin embargo, la reacción alérgica puede extenderse a otras áreas no afectadas.
El eccema puede causar una gran angustia a los niños pequeños y a los bebés porque no resisten la tentación de rascarse, lo que puede provocar infecciones.
Cual es el tratamiento?
El tratamiento del eccema depende de la gravedad de la afección. Si su bebé tiene una forma leve de eccema de contacto, deberá usar una crema suave a base de esteroides.
El eccema hereditario se trata de dos maneras. Se sabe que la piel seca es un factor agravante, por lo que es importante usar una crema hidratante con frecuencia. Existe una gran variedad de cremas de este tipo en el mercado, por lo que solo debe verificar cuál es la mejor para su hijo.
En segundo lugar, algunos médicos recomiendan el uso regular de una crema a base de esteroides. Es importante usar estos productos con cuidado, el exceso puede causar efectos secundarios, especialmente en niños muy pequeños.
El eccema también puede ir acompañado de infecciones de la piel (a menudo causadas por un rascado excesivo que causa heridas), en cuyo caso se recomienda usar antibióticos en forma de crema. Los antihistamínicos orales se usan en algunos casos para aliviar la picazón. Estos generalmente causan somnolencia, por lo que es aconsejable tomarlos antes de acostarse. Es necesario consultar al médico antes de administrar estos medicamentos.
¿Qué medidas se pueden tomar?
Hay algunos trucos que puedes probar:
• Se supone que ciertos alimentos agravan el eccema, por lo tanto, controle cuidadosamente la nutrición de su hijo y no cambie drásticamente su dieta sin el consejo del médico.
• Los médicos aconsejan retirar una eventual mascota o mantenerla alejada del niño.
• El polvo puede desencadenar eczema. Se recomienda usar un paño húmedo cuando se elimine el polvo, para evitar que se eleve en la habitación, y en casos más severos es aconsejable quitar las alfombras y los tapices. También se recomienda lavar las sábanas con frecuencia y a altas temperaturas.
• La lactancia materna durante más de 4 meses ayuda a proteger contra el eccema y otras enfermedades alérgicas.
• La ropa de algodón puede ayudar, mientras que la lana o los materiales sintéticos agravan la situación.
• El sobrecalentamiento es un factor negativo en la evolución de la afección, por lo que utiliza sábanas y ropa amplias y luminosas para poder controlar más fácilmente la temperatura del niño.
• Asegúrese de recortar regularmente las uñas del bebé para evitar que se rasque la irritación de la piel. Por la noche puedes ponerte guantes de algodón.
¿Los esteroides pueden dañar a su hijo?
Muchos padres se enteran de los efectos secundarios de los esteroides y son reacios a usarlos en los niños, especialmente a una edad temprana.
Los esteroides son beneficiosos si se administran adecuadamente. Su principal efecto secundario es el engrosamiento de la piel, pero no se ha demostrado que sea permanente. Use crema solo en la porción donde está presente el eccema y tenga cuidado de mantener la piel del bebé fuertemente hidratada con cremas emolientes. Sin embargo, es aconsejable consultar a su médico antes de usar esteroides para el tratamiento del eccema.
Negro delia
editor